Title ElegirUnLibro
     
 
 
    
                                     !Aquí traigo             los libros!
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 

 

 

 

Fragmentos de libros. EL JUGUETE RABIOSO de Roberto Arlt   Fragmentos (I):

Nuestra portada:
 ZaraYMural676
 
VOZ DE LA FOTO. Entre el verse y sentirse un juguete hasta ser dominado por la rabia final, Silvio Astier vive en la novela una «evolución que le arroja a un pozo negro de desesperación tras el truncamiento de su esperanza en la ciénaga de un mundo triste y hostil, pululado por personajes patéticos, ruines y desesperados, para quedar enredado en situaciones absurdas y caricaturescas en donde la injusticia dicta las leyes...» (Entresacado de "El juguete rabioso por Luis Miguel Madrid", en la web del Centro Virtual Cervantes). Pero pasa que, después, Astier transmuta su desesperación en una rabia inducida por fuerza de la hipocresía, la delación y la traición interna y de clase, que le termina pagando con una recompensa pírrica, con un socavón en la conciencia.
A nosotros, se nos ha subido a nuestra portada un juguete mecánico que bastante nos evoca al protagonista de El juguete rabioso antes de su transmutación, a ese Astier sufriente, de esperanzas truncadas y angustiado hasta la autolesión. Solo deseamos que este mural no represente más que un personaje de ficción, una idea del artista grafitero y que no sea un grito desesperado, una manifestación de su ansiedad. Si esto fuera así, lo lamentaríamos y nos parecería hasta bien que se nos hubiera colado también en nuestra portada un animal. ¡Negra vida perra!, podríamos decir, parangonando el primer título que Roberto Artl había elegido para su novela: "La vida puerca".
El juguete sufriente y la perra negra.   © 2020 LCJ 

 Fragmentos de libros.

Del CAPÍTULO I:   LOS LADRONES

¡Qué nuevo mundo pintoresco descubrí en la casa de la familia Irzubeta!

¡Gente memorable! Tres varones y dos hembras, y la casa regida por la madre, una señora de color de sal con pimienta, de ojillos de pescado y larga nariz inquisidora, y la abuela encorvada, sorda y negruzca como un árbol tostado por el fuego.

A excepción de un ausente, que era el oficial de policía, en aquella covacha taciturna todos holgaban con vagancia dulce, con ocios que se paseaban de las novelas de Dumas al reconfortante sueño de las siestas y al amable chismorreo del atardecer.

Las inquietudes sobrevenían al comenzar el mes. Se trataba entonces de disuadir a los acreedores, de engatusar a los «gallegos de mierda», de calmar el coraje de la gente plebeya que sin tacto alguno vociferaba a la puerta cancel reclamando el pago de las mercaderías, ingenuamente dadas a crédito...

...

   Continuar FRAGMENTOS    (Continuar con los fragmentos de "El juguete rabioso" )

  

Comparta, si lo considera de interés, gracias:       

          Contáct@ con

 fragmentosdelibros.com 

     FormContacto

         

             El Buda lógico

ElBudaLogico Servi

         

                      Usted

UstedModulo

         

© 2020 fragmentosdelibros.com. Todos los derechos reservados. Director Luis Caamaño Jiménez

Please publish modules in offcanvas position.